Los pros y los contras de comprar un auto usado

Ya tomaste la decisión y sabés que necesitás un auto. ¿Las causas? Puede que tu vehículo ya se encuentre viejo, que necesites sumar otra unidad a tu familia o bien nunca has tenido uno y ya es hora de adquirirlo. La necesidad puede llegar en cualquier momento y en ese contexto nace también el interrogante: ¿qué auto comprar?

Con la evaluación de tu presupuesto te das cuenta de que probablemente tengas que optar por la compra de un auto usado. ¡Atención! Podés estar frente a una buena opción.

La compra de autos usados conlleva pros y contras. He aquí una serie de elementos que podés tener en cuenta para saber por qué camino rumbear.

quiero_contratar_un_seguro_para_mi_auto_2

En qué te beneficia la compra de un auto usado

La Adquisición

Todo lo relacionado con la compra de tu auto será mucho más accesible en costos cuando el auto es usado. El precio es más bajo y también la patente.

Valor de venta
Una vez que el auto ya es usado, la depreciación del bien ya fue absorbida por el anterior usuario. Esto significa que cuando decidas vender tu auto usado no notarás tanta diferencia en el valor del mismo.

Service a mejor costo
Como el auto ya no cuenta con una garantía que tengas que mantener, siempre que necesites hacer algún arreglo podés recurrir a tus operarios de confianza o los que te ofrezcan mejores servicios a precios accesibles sin necesidad de recurrir de manera directa a la concesionaria.

Rápida adquisición
Si necesitás o querés tener tu auto pronto, seguramente los trámites sean más sencillos que los que se imponen para los autos nuevos donde muchas veces las entregas se demoran y no podés contar con la unidad para el momento en que la necesitás.

Opciones para tu seguro
Si bien el seguro suele subir de precio en los autos más viejos (lo cual podría ser considerado una desventaja) puede ocurrir que, en algunos casos, y dependiendo del uso que se le dé al vehículo, la elección de un seguro contra terceros sea suficiente. En este caso el costo del seguro será más bajo y muchas aseguradoras ofrecen excelentes prestaciones con agregados que se pueden hacer en la póliza para eventos específicos.

“En un auto usado los problemas mecánicos y eléctricos aparecen mucho más rápido.”

Cuáles son los “contras” de comprar autos usados

Más demanda de mantenimiento
En un auto usado los problemas mecánicos y eléctricos aparecen mucho más rápido de manera que se tiene que afrontar un gasto extra en el momento en que devenga el problema.

Desconocimiento de su pasado
Toda la trayectoria del auto hasta el momento en que lo adquiriste es un punto ciego. Desconocer la historia del auto incide de manera directa en el momento en que presenta cierta falla y no sabés qué es lo que ha pasado, si hubo un choque o un arreglo deficiente, para que el auto se encuentre así. Tampoco sabés el tipo de combustible que se ha usado o la exigencia a la que el auto ha sido sometido.

Desfasaje en los niveles de seguridad
Seguramente el auto usado que adquieras tendrá una tecnología más antigua que la que presenten los nuevos con los que estarás transitando en la calle. Así los niveles de seguridad serán también más precarios y podrías estar en desventaja en el momento en que se produzca algún impacto. Como solución: ¡siempre tomar medidas para que la conducción sea segura!

¿Te llevás bien con los autos usados? ¿Cuáles han llegado con una historia propia para formar pronto parte de la tuya?

fuente > 1,2, 3 seguro